Trabajando por Rivas – Octubre 2017 – Zarabanda

Estimado vecino/a,

El mes de septiembre nos ha deparado una desagradable sorpresa en los centros escolares de nuestra ciudad. De forma irresponsable, el Gobierno Municipal de IU, EQUO, Somos Rivas, Rivas Puede y el círculo local de Podemos, han dado un paso adicional en su estrategia compartida de construir un Ayuntamiento en paralelo a través de la Empresa Municipal de Servicios Rivamadrid.

Los y las conserjes de los colegios públicos de nuestra ciudad, son un colectivo de funcionarios de carrera que están viendo como el Gobierno, sin la negociación preceptiva con la representación sindical, pretende cambiar sustancialmente sus condiciones laborales.

La concejalía de educación directamente (gestionada por Somos Rivas), pero el Gobierno en su conjunto, pretende bajo el subterfugio de la “priorización de las tareas de mantenimiento” impedir en la práctica que los conserjes puedan realizar el resto de sus tareas (ej. apertura de puertas o guardia y custodia de las llaves). Esta priorización se realizará mediante cuadrillas de mantenimiento dependientes directamente de la concejalía y hará que los actuales conserjes no tengan una adscripción de centro, sino que estarán itinerantes por los mismos.

Con esta estrategia, Somos Rivas consigue dos objetivos. El primero invisibilizar a su socio de gobierno, ya que, si las cuadrillas son gestionadas por Educación la concejalía de Mantenimiento, regida por Rivas Puede, no incrementa su personal y visualización pública. El segundo objetivo logrado es que las tareas que ya no podrán realizar los y las conserjes, las haga personal contratado de Rivamadrid, empresa gestionada en el día a día por Izquierda Unida, que no ha pasado ninguna oposición pública y cuyo régimen laboral es exactamente igual a una empresa privada lo que permite un mayor clientelismo y menos control público. En definitiva, desmantelamiento de lo público y ocultación del socio de Gobierno.

Esta deriva se inició en marzo de 2016. En esa fecha, la propuesta de ampliación del objeto social de Rivamadrid por parte del entonces gobierno de Somos Rivas se paralizó ya que la Junta General de entonces, con Rivas Puede en la oposición, entendió que era una barbaridad que Rivamadrid se dedicase, sin estudios económicos previos que avalasen esa decisión, a tareas tan dispares como la limpieza de viales, la grúa municipal, la gestión de alquileres o la formación de personal. Sorprendentemente un año después y manteniendo la ausencia de cualquier estudio, pero ya con Rivas Puede en el Gobierno, la ampliación salió adelante volviendo a evidenciar que los morados comulgan con aquello de “donde dije digo, digo Diego”.

Al PSOE no se nos escapa la necesidad de gestionar problemas de salud laboral del actual personal de limpieza de los centros escolares pero no se puede desvestir a un santo para vestir a otro y menos sin la negociación sindical preceptiva. Afortunadamente no estamos solos en esta postura ya que todos los sindicatos municipales comparten la misma idea.

En conclusión, los y las socialistas decimos alto y claro que estas políticas van justo contra la línea de flotación de la buena gestión pública por lo que no cejaremos en la lucha de defender al personal municipal ante estos atropellos. Sin más, mi equipo y yo quedamos a tu disposición en los correos electrónicos agrupacion@psoerivas.org y grupomunicipal@psoerivas.org

 

 

Carmen Pérez Gil

Secretaria General del PSOE Rivas y portavoz del Grupo Municipal Socialista

Comparte:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn
Otros artículos

Quizás te interese

PSOE Rivas - Pilar Gabina Alonso

El derecho a la vivienda

El anteproyecto de Ley por el Derecho a la Vivienda que acaba de aprobar el gobierno progresista de España va a ser pionera en nuestra