Línea 9 de Metro: reculando, que es gerundio

Monica-1024x635

Artículo de opinión

Mónica Carazo Gómez
Portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Rivas

Lo venimos repitiendo de forma recurrente y, no por ello, es menos verdad: la conexión de Rivas con Madrid a través de la Línea 9 de Metro genera más problemas que soluciones. El famoso transbordo de Puerta de Arganda hace perder tiempo y recursos a la ciudadanía de Rivas. Es por eso que llevamos tantos años reclamando su eliminación y exigiendo al Gobierno regional que la Línea 9B deje atrás la privatización (en la actualidad está en manos de la empresa TFM) y pase a ser gestionada de forma directa por la Comunidad de Madrid. Lo llevamos en nuestro programa electoral de las últimas elecciones municipales y lo asumió como propio el Partido Socialista en Madrid, con su secretario general, Juan Lobato, a la cabeza.

Hace unas semanas nos despertamos con la noticia de una nueva estación en Ahijones/Los Berrocales, que prestaría servicio a los 120.000 habitantes previstos en este nuevo desarrollo urbanístico tan próximo a Rivas y diseñado por el Ayuntamiento de Madrid y la Comunidad de Madrid. Sin embargo, donde algunas vimos la posibilidad de acometer el rediseño de la Línea 9 para evitar los engorros a los que se enfrenta la ciudadanía de Rivas a la hora de coger el metro, la Comunidad de Madrid vio una nueva fórmula con la que seguir castigando a las más de 10.000 personas que usan la línea a diario: cambiar el transbordo a Ahijones/Los Berrocales, obligando a los usuarios del Cercanías a bajarse dos veces del tren, una en la nueva estación y otra en Puerta de Arganda.

Atendiendo a las demandas ciudadanas de Rivas, que existen desde que existe el Metro en la ciudad, el Ayuntamiento decidió presentar un recurso contra la licitación del proyecto de la nueva estación ante el TSJM, que terminó por admitir a trámite las cautelares solicitadas por el Consistorio. Además, la incoación del expediente ha quedado desierto y es ahora, cuando se han dado cuenta de la chapuza, cuando el consejero Jorge Rodrigo viene a asegurar en una entrevista que «la línea 9 de metro se podrá usar de Arganda a Paco de Lucía sin hacer trasbordo». Reculando, que es gerundio.

¿Y por qué no incluyó este parámetro en el pliego de prescripciones técnicas que regulaba el concurso que ha quedado desierto? ¿Por qué cambiaron el transbordo de estación y obligaban a los usuarios de Cercanías a bajarse dos veces del tren? ¿Por qué ese maltrato continuado a la ciudadanía de Rivas?

Comparte:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
Otros artículos

Quizás te interese

Mónica Carazo Gómez

Las personas mayores se lo merecen

Para el PSOE, una prioridad en las políticas a desarrollar son aquellas encaminadas al cuidado de las personas mayores. Un colectivo que lo necesita y